21 octubre 2014

El impacto de los beacons en el sector cultural

ibeaconsHace algunas semanas hablábamos del uso de la tecnología ‘beacon’ en los museos, de cómo se estaba comenzando a utilizar y de sus posibles usos.

Recordemos que se trata de un tipo de tecnología de bajo consumo que se incorpora a los objetos físicos y que puede detectar la presencia activa de los visitantes de cualquier tipo de institución cultural (museos, bibliotecas, librerías, teatros, galerías de arte, etc.) gracias una app móvil. Esta aplicación ofrecería información actualizada en todo momento según la distancia a la que se está de los beacons colocados estratégicamente.

Su uso se está generalizando, desde las tiendas físicas -tanto de ropa, música, tecnología, etc.-, hasta otros sectores como el cultural. Debido a que es una tecnología barata, basada en la proximidad y poco invasiva, cualquier institución puede hacer uso de ella para ampliar sus servicios y dotar a los usuarios de una nueva experiencia en el entorno físico de sus instalaciones.

Tanto desde un punto de vista informativo (extender las explicaciones y datos curiosos sobre una obra de arte, situación de las obras por salas, mapas interactivos o juegos, por ejemplo) y comercial (poder comprar entradas, avisar de las ofertar, pedir un libro, comprar un catálogo de un artista expuesto, conectar con la tienda u otras tiendas, etc.), los beacons pueden, con muy poco, ofrecer mucho a los visitantes o usuarios de cualquier espacio cultural.

Además, los beacons también permiten interactuar de una manera social con otros usuarios, posibilitando la creación de las cada vez más ansiadas comunidades propias en todo tipo de instituciones, más allá de lo que se hace con las marcas comerciales.

Podríamos afirmar, por tanto, que la llegada de este tipo de tecnologías de la web física –reconocimiento facial, beacons, sistemas de recomendación basados en satisfacción real, aplicaciones interactivas, entre otras novedades- pueden dotar a las entidades culturales un impresionante abanico de posibilidades para enriquecer la experiencia de sus usuarios.

Deja una respuesta