20 septiembre 2018

‘Voice first’ e innovación en el sector editorial

Ya está muy cerca el Digital Book World Article 2018 y temas como la búsqueda por voz, la idea del ‘voice first’y los audiolibros siguen creando expectación para este evento, como ya avanzamos a propósito del artículo al respecto de Bradley Metrock.

Theresa Cramer le ha entrevistado recientemente para EContent Magazine, y Metrock ha completado algunas de las ideas desarrolladas en el artículo que tradujimos en Dosdoce.

Según Metrock, el sector editorial todavía no ha asimilado la idea del ‘la voz primero’; de nuevo todo ha surgido muy rápido, y debido a los audiolibros o los podcasts, los diferentes asistentes de voz, altavoces y demás soportes inteligentes de audio, los editores deben plantearse cómo enfocar los nuevos contenidos en audio que se pueden desarrollar junto a estos aparatos.

Sobre el paralelismo entre la revolución del libro digital y este resurgir de los audiolibros, Metrock piensa que hay mercado para todos, y que la innovación no sólo se está viendo en los contenidos en audio, sino también en libros digitales interactivos de nueva generación con los que están experimentando algunas editoriales o desarrolladores, abiertos a nuevas experiencias narrativas.

Si bien es cierto que los asistentes de voz y altavoces inteligentes ofrecen diversas vías de negocio, más allá del contenido, como en el marketing, para descubrir nuevas lecturas, o también para sesiones formativas, conferencias, etc.

Las posibilidades en este aspecto son innumerables y  muchas están aún por descubrir. En general, los editores –así como las marcas al trabajar el marketing de contenidos- pueden desarrollar nuevas experiencias para la promoción de sus productos.

Adelanta también que los asistentes de voz serán cada vez más proactivos, siempre guiados por el contexto. Y señala las iniciativas de HarperCollins o compañías como Tellables en lo referente a la innovación en la creación de historias digitales en torno a la voz.

Parece evidente que, de nuevo, y como ocurrió con los libros digitales, se está pasando por una necesaria fase de experimentación.

Deja una respuesta