16 noviembre 2011

Conexiones entre museos en las redes sociales

Tras realizar varios estudios sobre la presencia de los museos y las galerías de arte en las principales redes sociales (Facebook, Twitter, YouTube y Flickr), el equipo de Dosdoce (en esta ocasión formado por Araceli Corbo, Santiago Corbo, Manuel Fernández Morales y Javier Celaya) ha decidido publicar un nuevo estudio con un enfoque totalmente diferente.

En esta ocasión, se han analizado cuáles son las conexiones existentes entre 50 museos, centros de arte y espacios de producción de España en las dos redes sociales más utilizadas por estas entidades: Facebook y Twitter. El listado de las entidades se puede consultar en los anexos del estudio, así como las direcciones de acceso a sus perfiles en las redes sociales.

A diferencia de los estudios anteriores donde básicamente analizábamos si un determinado museo estaba o no en una red social y posteriormente elaborábamos una serie de rankings como el supuesto número de fans, en esta ocasión hemos preferido analizar en detalle el tono y enfoque de las conversaciones de 50 museos y Centros de Arte seleccionados con sus diferentes seguidores con el fin de determinar si son verdaderas conversaciones o simples monólogos.

También nos ha parecido interesante analizar el grado de conexión entre los museos 2.0. Queríamos saber si los principales valores de la web social, como compartir, intercambiar, dialogar, etc., estaban siendo aplicados por las entidades analizadas. Os adelantamos que desgraciadamente muy pocas ejercen verdaderamente su discurso 2.0.

Por otra parte, al contrario que los estudios anteriores, esta nueva investigación es mucho más “visual” que las anteriores por lo que recomendamos a los lectores que dediquen un cierto tiempo a analizar cada una de las imágenes dado que les aportarán muchos datos.

Conexiones museos y redes sociales

Conclusiones generales sobre las conexiones en las redes sociales

Aspectos positivos

• La presencia activa de los museos y los centros de arte en la web social es ya una realidad aplastante. Tanto los responsables de comunicación como los equipos directivos son cada vez más conscientes del poder de la Red y quienes hace poco no tenían presencia en las redes sociales van desembarcando en ellas de forma muy rápida.
• Los resultados de este nuevo estudio indican grandes avances y un alto interés en el sector museístico español por conocer a fondo los beneficios derivados de la aplicación de las tecnologías 2.0 en las estrategias de marketing de museos, centros de arte y fundaciones.
• A lo largo de los últimos años, muchas de las entidades culturales analizadas han llevado a cabo una renovación total de su presencia en la Red. Varias de las iniciativas 2.0 llevadas a cabo por algunas de las entidades analizadas se han convertido en referencia mundial, pero estos casos singulares no son representativos de la óptima utilización de las nuevas tecnologías sociales en la mayoría de los museos en España.

Aspectos a mejorar

• Tras analizar el tono y la presencia de las 50 entidades culturales en las mencionadas redes sociales no queda claro qué pretenden conseguir al estar en ellas. No se trata de estar por estar, sino de marcar objetivos claros (y medibles), que serán los que sirvan al equipo directivo para marcar el enfoque, las herramientas a utilizar y el tono de las acciones a realizar.
• Las redes sociales son ideales para dar a conocer al visitante el día a día de una entidad cultural, para humanizarlos con mensajes personales sobre el montaje de una exposición, comentarios sobre la programación del próximo año, imágenes tomadas durante la visita a otro museo o el estado del almacén, etc. Tras realizar los datos de este último estudio, el equipo de Dosdoce.com ha llegado a la conclusión de que estos activos de comunicación no se están explotando adecuadamente.

Principales conclusiones

Los contenidos que se vuelcan en la mayoría de los muros de los perfiles de los museos y centros de arte analizados pecan de “corporativismo”, tanto por el tono como por el contenido. En este sentido, los equipos de comunicación de estas entidades culturales deberían hacer un esfuerzo porque sus comentarios no parezcan “un corta y pega” de información ya publicada en la web oficial de la entidad.

En muchos casos también hemos detectado una escasa interacción de las entidades culturales con sus fans y seguidores online. En algunos casos no hay respuestas a preguntas u observaciones realizadas por los fans.

Llama también la atención que en la mayor parte de los perfiles de las entidades culturales analizadas en Twitter no se siga a sus seguidores. La mayoría de los museos tan sólo sigue a algunos periodistas, críticos de arte, profesionales del sector, comisarios, ignorando el interés mostrado por sus fans y seguidores.

También hemos detectado una baja relación de museos que siguen a otros museos en Twitter o en Facebook. Consideramos que es un error dado que esta escasa interacción impide a los seguidores enriquecerse conociendo otras entidades con contenidos similares o complementarios. Los museos deben abrir sus puertas a otros museos y crear nodos de conocimiento y cultura compartida en la web.

Esperamos que la lectura de este nuevo estudio anime a todos los gestores culturales a reflexionar sobre cómo mejorar la presencia de sus entidades en la Web 2.0, más allá de la mera comunicación bidireccional con sus seguidores.

NOTA: Descarga gratuita del archivo completo bajo Licencia Creative Commons pinchando en este enlace: “Conexiones entre museos en las redes sociales“.

Artículos y estudio relacionados en este tema:

• Nueva edición del libro La empresa en la Web 2.0
Chuleta de las redes sociales
Crowdfunding en el sector editorial
Escasa presencia de las Galerías de Arte en Twitter, YouTube y Flickr

Deja una respuesta