18 septiembre 2011

Los "cacharros" transforman los hábitos culturales

Street MuseumLa rápida implantación en España de todo tipo de dispositivos inteligentes, como tabletas, móviles táctiles, netbooks, etc. (el pasado año se vendieron más de 20 millones de estos «cacharros» en nuestro país), está transformando los hábitos de acceso a la cultura, la información y el ocio de muchas personas.

Aun teniendo una de las conexiones a Internet más caras de Europa, más de un 20% de los españoles accede a la Red a través de estos nuevos dispositivos móviles. En este contexto, cada día son más las personas que toman decisiones sobre los museos, galerías o exposiciones que piensan visitar orientados o motivados por la información que encuentran a través de estos dispositivos.

Como no podía ser de otra manera, un amplio número de instituciones culturales está adaptando sus contenidos a estas nuevas herramientas de comunicación con el fin de acercar los mismos a sus públicos objetivo, así como potenciar el desarrollo de nuevas audiencias.

Al igual que las cartas escritas de puño y letra dieron paso a los correos electrónicos y estos a su vez están dando paso a mensajes de 140 caracteres en Twitter, los museos no quieren quedarse atrás y ya es posible mediante un dispositivo móvil ver todo tipo de exposiciones que antes sólo podían verse en un museo.

Recientemente tuvimos ocasión de conocer a Maryam Asghari, Directora de Marketing Digital en el Barbican Centre, en un curso de verano sobre E-marketing cultural, organizado por la Universidad del País Vasco y DonostiaKultura.com, donde compartió una serie de iniciativas digitales de museos de todo el mundo. Esta experta señaló cómo el Victoria & Albert Museum de Londres ha apostado por la renovación de su web incorporando un potente canal de vídeo que contiene una amplísima colección de contenidos audiovisuales. También mostró la aplicación Gems & Jewels del Museo Field de Chicago, para la que más de 300 objetos y joyas fueron cuidadosamente fotografiados. A través de una impresionante aplicación multimedia desarrollada para iPad, las piezas se presentan con rotaciones animadas de 360 grados, además de tener una calidad de imagen sobresaliente.

Increíble también (aunque hoy en día, con el avance vertiginoso de la tecnología, hay pocas cosas increíbles) es la nueva aplicación Street Museum del Museo del Londres para teléfonos móviles de última generación.

Gracias a esta aplicación gratuita, una especie de simbiosis entre GPS y exposición online, podemos sumergirnos en las calles de Londres. Pero no sólo eso, sino que además podemos ver cómo era antes esta ciudad gracias a fotografías e ilustraciones que nos llevan a través de los años e incluso de los siglos. Este genial transporte virtual al pasado cuenta, además de con imágenes, con una breve descripción de qué solía hacerse en ese lugar, esa calle o simplemente el motivo de la fotografía en ese preciso momento. Paseando por las calles de Londres con la aplicación en el dispositivo descubrimos incluso edificios que ya no existen. Lo ideal es utilizarlo estando en Londres, pero si no tenemos esa suerte es perfecto en cualquier sitio y momento para seguir conociendo algo más de la historia de esta maravillosa ciudad.

Para que nos entendamos, es como si fuéramos por Bilbao y nos encontráramos con el Guggenheim. Seguramente la foto que observaríamos en esta aplicación sería la de mujeres arreglando redes y transportando cestos cargados de sardinillas a orillas del Nervión, así como una serie de barcos en construcción en unos astilleros ya desaparecidos por la reconversión industrial. Claro que para eso sería necesario que alguna institución cultural se pusiera manos a la obra para hacer un «Streets of Bilbao».

Estas impresionantes aplicaciones multimedia demuestran las posibilidades que ofrece este nuevo medio para acercar las colecciones y exposiciones de un museo tanto a estudiantes como a profesionales. Sin lugar a dudas, existe un creciente interés en el mundo de los museos y las galerías de arte por conocer a fondo los beneficios derivados tanto de la tecnología aplicada a los contenidos como de la aplicación de tecnologías 2.0 en las estrategias de marketing de museos, centros de arte y fundaciones.

A lo largo de estos últimos años hemos detectado a través de nuestros estudios cómo las entidades de referencia del sector (Museo del Prado, MUSAC de León, Museo Picasso de Barcelona, Guggenheim de Bilbao o Museo Reina Sofía, entre otras) han llevado a cabo una renovación total de su presencia en la Red con apuestas muy innovadoras y con excelentes resultados.

Internet no es sólo un factor de desarrollo económico de empresas y países sino también un motor de transformación social y cultural. Los avances tecnológicos de los últimos años han provocado tal mutación en la sociedad civil que su impacto en el modo en que estas entidades culturales interactúan con sus públicos es irreversible. Por tanto, el precio de no incorporar estas nuevas herramientas de comunicación digital en la estrategia de promoción de cualquier entidad cultural es altísimo dado que puedes llegar a convertirte en una «realidad invisible».

Leave a Reply