21 marzo 2017

Smartify. La app que reconoce obras de arte

smartifyEl reconocimiento de imágenes sirve para algo más que para detectar emociones, atentar contra la privacidad o vender ropa online.

Una app, Smartify, permite que cualquiera pueda identificar pinturas y obras de arte.

La app estará disponible en mayo, y cuenta para el reconocimiento de imágenes de momento con todas las obras de arte del Rijksmuseum de Ámsterdam, el Wallace Collection de Londres, así como algunas obras seleccionadas del Louvre de París y el MET de Nueva York.

Se trata de una app que serviría tanto para reconocer obras como para descubrirlas. En realidad, sus desarrolladores quieren que se convierta también en una herramienta que sirva como guía personal cuando se visita un museo y para hacer un ejercicio de ‘curator’ también personalizado, con su propia colección digital de obras favoritas.

Un complemento en las visitas donde los usuarios pueden ver información adicional sobre las obras, además de la que acompaña a cada una de ellas en los museos.

El reconocimiento avanzado de las imágenes y las versiones digitalizadas de las colecciones hacen que, al ser las obras escaneadas en el museo a través de la app, puedan ser fácilmente reconocibles. De hecho, no hace falta estar en alguno de los museos mencionados para tal reconocimiento; las reproducciones y las copias también sirven.

Además de esta ventaja para los visitantes de los museos, las propias instituciones que colaboren con la app podrán acceder a la información demográfica sobre los usuarios y conocer qué obras de arte son las que más buscan.

La app Arbit, que ya lleva tiempo en activo, hace una función similar-entre otras funciones-, si bien es la comunidad de usuarios la que ayuda a reconocer la imagen que el usuario no conoce, incluyendo piezas de street art.

Como sea, a los museos e instituciones similares se les presentan cada vez más buenas y mejores oportunidades para dar a conocer de una manera diferente, personalizada y creativa, sus colecciones.

Deja una respuesta