19 octubre 2015

Demandas digitales transfronterizas

Imagen superior cortesía de Shutterstock

Imagen superior cortesía de Shutterstock

Dentro de las líneas de actuación de la Comisión Europea para alcanzar el éxito en la formación de un mercado único digital para Europa, destaca la necesidad de facilitar el comercio electrónico transfronterizo.

Sobre este asunto específico –como sobre todos los puntos que se enmarcan dentro de este proyecto- se ha hecho una encuesta para saber los hábitos y necesidades de los ciudadanos europeos (26.586 encuestados de todos los países miembros).

El resultado de dicha encuesta es que hay una creciente demanda de contenidos digitales transfronterizos que no se puede atender debido a que las plataformas digitales y entidades culturales aún siguen pensando con una mentalidad local en vez de global o al menos paneuropea.

Antes, podemos destacar algunos datos de referencia, como por ejemplo que los encuestados en España (71%) e Italia (61%) son los más propensos a entrar en Internet con sus teléfonos inteligentes antes que con otros dispositivos. En cuanto al acceso a contenidos de pago, el preferido para contenidos audiovisuales parece el modelo de suscripción, mientras que para música o libros se prefiere el pago por artículo.

De aquellos que eligen la suscripción, uno de cada tres europeos preferiría poder hacer uso de dicha suscripción al viajar en otro país de la UE. Sin embargo, el 56% de los europeos que han intentado acceder a un servicio creado para los usuarios de otro país de la UE tuvo problemas de acceso. Son precisamente los usuarios de Internet en España (30%), junto a los de Luxemburgo (22%) y Malta (20%) los más propensos a haber intentado acceder al menos a algún tipo de contenido pensado para los usuarios de otro estado miembro.

Un dato a tener en cuenta en todo esto es que cuanto más joven es el usuario, más se siente atraído por las oportunidades transfronterizas. La cifra aumenta al 58% entre los jóvenes de 15-24 años y al 46% de los jóvenes de 25 a 39. Es decir, cuanto más joven es el usuario, menos entiende de fronteras digitales.

Este tipo de bloqueos digitales afectan desde el mismo momento de las búsquedas, y no sólo de las compras: sólo la mitad de los encuestados (49%) siempre se puede encontrar la música que están buscando, frente al 43% para deportes, el 42% para videojuegos, el 32% para los contenidos audiovisuales y el 31% para los libros digitales.

Es evidente que se necesitan un cambio para asegurar la portabilidad de las suscripciones online en toda la UE, así como facilitar el acceso transfronterizo a los contenidos online a lo largo de todo el continente si se quieren seguir construyendo oportunidades de negocio a nivel global.

Todos los datos en el informe ‘El acceso transfronterizo a los contenidos online’.

Deja una respuesta